Baleares capea el invierno y sigue reduciendo el paro en febrero (-12,7%) más del doble que la media nacional (-5,2%)

  • El ritmo de reducción del desempleo en las Islas se mantiene muy elevado registrando ‘solo’ 30.743 parados en plena temporada baja
  • Planas califica de “muy buena y estable” la situación del empleo a las puertas del inicio de una nueva temporada alta con la Semana Santa
 

La presidenta de la Confederación de Asociaciones Empresariales de Balears (CAEB), Carmen Planas, ha valorado las cifras de afiliación a la Seguridad Social, paro y contratación presentadas hoy por el Gobierno correspondientes a febrero de 2024, donde Baleares sigue liderando el descenso del paro (-12,7%), dos décimas más que el mes anterior, a un ritmo que supera el doble la media nacional (-5,2%). Esta cifra deja el número de personas sin empleo en Baleares en ‘solo’ 30.743 en pleno invierno. La presidenta de la patronal califica de “muy buena y estable” la situación del empleo porque demuestra una “reducción de la estacionalidad a las puertas del inicio de una nueva temporada alta con la llegada temprana de la Semana Santa”.

Por sectores, el Primario (-18%) es el que lidera el descenso porcentualmente respecto a febrero de 2023, seguido de Servicios (-14,3%) y el sector Industrial (-10,2%). La afiliación a la Seguridad Social mejora el mes anterior: crece un 3,7% más que hace un año (2,7% a nivel nacional) para un total de 480.848 afiliados en Baleares, CCAA donde más crece la afiliación del todo el país.

Respecto a los nuevos contratos, durante el mes pasado se firmaron 24.681, de los cuales el 70% (17.272) son indefinidos. La contratación indefinida a nivel nacional se queda en el 46%.

La presidenta de CAEB recuerda que la apertura temprana de gran parte de la planta hotelera, ya en el pasado mes de febrero, unido a una buena campaña de Navidad, “nos permite seguir caminando hacia la deseada desestacionalización y, por consiguiente, tenemos más gente trabajando todo el año”. Además, Planas destaca la moderación de la inflación, que en febrero “por fin bajó del 3%” (2,8%) después de muchos meses “perjudicando tanto a familias como empresas”.

Baleares lidera la caída del paro en enero (-12,5%) reduciendo la estacionalidad

  • El ritmo de reducción del desempleo en las Islas casi triplica la media nacional (-4,8%). Baleares registra ‘solo’ 31.127 parados en invierno
  • Planas califica de “muy positiva” tanto la situación del empleo “en plena temporada baja” como el incremento del 16% del gasto por turista de 2023

 

La presidenta de la Confederación de Asociaciones Empresariales de Balears (CAEB), Carmen Planas, ha valorado las cifras de afiliación a la Seguridad Social, paro y contratación presentadas hoy por el Gobierno correspondientes a enero de 2024, donde Baleares sigue liderando el descenso del paro (-12,5%) a un ritmo que casi triplica la media nacional (-4,8%). Esta cifra deja el número de personas sin empleo en Baleares en ‘solo’ 31.127 en pleno invierno. La presidenta de la patronal califica de “muy positiva” la situación del empleo porque demuestra una reducción de la estacionalidad y destaca asimismo “el incremento del 16% del gasto por turista durante 2023”, dato hecho público hoy. El desempleo en Baleares se ha reducido en un -42,8% en los últimos dos años.

Por sectores, el Primario (-15,4%) es el que lidera el descenso porcentualmente respecto a enero de 2023, seguido de Servicios (-13,3%) y la Construcción (-12,2%). La afiliación a la Seguridad Social se mantiene igual que el mes anterior: crece un 3,1% más que hace un año (2,6% a nivel nacional) para un total de 466.041 afiliados en Baleares, CCAA donde más crece la afiliación del todo el país. En dos años, la afiliación en Baleares ha crecido un 7,4%.

Respecto a los nuevos contratos, durante el mes pasado se firmaron 21.683, rompiendo una dinámica negativa que duraba más de un año para volver a crecer un 1,5% (a nivel nacional, -1,3%). La contratación indefinida en Baleares es del 67% frente al 42,7% nacional.

La presidenta de CAEB recuerda, como ya dijo la semana pasada con la EPA, que “la temporada alta llegó hasta finales de noviembre y casi tuvo continuidad con el inicio de la campaña de Navidad. Ahora, la apertura de la mitad de la planta hotelera en Mallorca durante febrero permite seguir caminando hacia la deseada desestacionalización y, por consiguiente, tenemos más gente trabajando todo el año”. Aun así, Planas no oculta la preocupación empresarial por “una inflación que sigue por encima del 3% y la situación de inseguridad jurídica que provocan medidas como la subida del SMI o los anuncios de reducción de la jornada laboral no ayudan a la creación de empleo y ahuyentan las inversiones”.

La tasa de paro sube al 6,7% en Baleares durante el 4º trimestre de 2023, según la EPA, dato que confirma “la desaceleración económica”

  • Pese a la buena temporada turística, las Islas registraron de octubre a diciembre más parados que hace un año (74.600)
  • No obstante, las cifras de EPA “demuestran que la temporada de 2023 se alargó hasta finales de noviembre y tuvo continuidad con el inicio de la campaña de Navidad, permitiendo aumentar el número de ocupados”
 

La tasa de paro en Illes Balears subió al 6,7% de octubre a diciembre de 2023 (vs 5,7% 3er trim), según los datos conocidos hoy de la Encuesta de Población Activa (EPA) correspondiente al cuarto trimestre de 2023, en contraste con el descenso del -6,4% de media nacional. “Tras situarse en pleno empleo en verano, la tasa de paro en Baleares sólo creció un punto porcentual a finales de año, lo que confirma que la temporada se está alargando y hubo mucha gente trabajando hasta noviembre”, señala la presidenta de CAEB, Carmen Planas.

Sin embargo, en el último trimestre de 2023 las Islas registraron 74.600 parados, un 6,7% más que en el mismo periodo del año anterior, fruto de la desaceleración económica que afecta a Baleares. Por sectores productivos, la Construcción es el sector donde más descendió el número de desempleados (-55,8%), mientras destaca el aumento de parados en el sector Servicios (13,1%) y especialmente en la Industria (114,3%). La tasa de paro ascendió al 11,8% en el Archipiélago, frente al 11,4% nacional.

Por otro lado, las personas ocupadas crecieron un 1,8% en el Archipiélago balear de octubre a diciembre pasados, mientras que la media en España lo hizo un 3,8%. En Baleares hubo 581.100 personas trabajando el último trimestre de 2023.

La presidenta de la patronal balear destaca que “la temporada alta llegó hasta finales de noviembre y casi tuvo continuidad con el inicio de la campaña de Navidad, permitiendo que aumentar el número de ocupados”. Aun así, Planas advierte, como destacó durante el reciente Fitur, “que la situación de inseguridad jurídica que provocan medidas como la subida del SMI o los anuncios de reducción de la jornada laboral no ayudan a la creación de empleo y ahuyentan las inversiones, especialmente en una economía tan marcada por el sector Servicios como es el de Baleares”.

El paro en Baleares cae en diciembre un -11,5% impulsado por la campaña de Navidad

  • El ritmo de reducción del desempleo en las Islas es más del doble que la media nacional (-4,59%). En plena temporada baja, Baleares registra 31.609 personas en paro
  • Planas ensalza la campaña navideña “empujada por el comercio local y la restauración”, pero advierte que “la inflación, la subida de impuestos y la desaceleración nacional y europea pueden afectar al mercado laboral”

 

La presidenta de la Confederación de Asociaciones Empresariales de Balears (CAEB), Carmen Planas, ha valorado las cifras de afiliación a la Seguridad Social, paro y contratación presentadas hoy por el Gobierno correspondientes a diciembre de 2023, donde Baleares sigue liderando el descenso del paro (-11,5%) a un ritmo más del doble que la media nacional (-4,6%). Esta cifra deja el número de personas sin empleo en Baleares en 31.609 en plena temporada baja. La presidenta de la patronal ensalza la campaña navideña que, “impulsada por el comercio local y la restauración, nos permite seguir liderando la caída del paro”, pero advierte que “la inflación, la subida de impuestos y la desaceleración de la economía nacional y europea pueden afectar al mercado laboral”.

Baleares tiene 4.142 personas desempleadas menos que hace un año (-11,5%). El sector Primario (-16,7%) es el que lidera el descenso porcentualmente seguido de la Construcción (-12,14%) y Servicios (-12,06%). La afiliación a la Seguridad Social se mantiene igual que el mes anterior: crece un 3,25% más que hace un año (2,7% a nivel nacional) para un total de 472.912 afiliados en Baleares, CCAA donde más crece la afiliación del todo el país.

Respecto a los nuevos contratos, durante el mes pasado se firmaron 16.867, manteniendo la dinámica negativa (-10,54%) iniciada hace más de un año (a nivel nacional, -6,2%). La contratación indefinida en Baleares es del 58,6% frente al 41,4% de contratos temporales.

La presidenta de CAEB califica “de gran dato el registrado en diciembre en Baleares”, aunque “no podemos olvidar que la inflación cerró en el 3,1%, por encima del 2% deseado por la Unión Europea, y que la previsión de crecimiento para España cae del 2,4% del 2023 al 1,4% en 2024. Además, también tenemos que seguir con atención no sólo la desaceleración de varias economías europeas, sino también a la grave situación geopolítica (Ucrania, Oriente Próximo) y las decisiones del nuevo Gobierno, como la subida del SMI, que pueden lastrar la confianza empresarial y perjudicar la creación de empleo”.

Escucha la valoración de la presidenta de CAEB, Carmen Planas:

La economía de Balears creció un 2,8% durante el tercer trimestre de 2023 situando los niveles de actividad cerca de máximos históricos

  • El empuje del turismo en verano permitió a Menorca ser la primera isla en cerrar por completo el ‘agujero’ que dejó la pandemia; el resto del Archipiélago lo ha hecho progresivamente
  • Las Pitusas son las que más crecieron de julio a septiembre de este año (3%) frente a Mallorca (2,7%) y Menorca (2,4%)
  • Planas: “Baleares puede mantener en 2024 un comportamiento mejor que el de su entorno si la temporada turística se asemeja a la última”

 

La Confederación de Asociaciones Empresariales de Baleares (CAEB) ha hecho público hoy el informe Evolución Económica correspondiente al tercer trimestre de 2023, que señala que la economía de Balears creció un 2,8% de julio a septiembre, a pesar de la complejidad que sigue caracterizando el contexto internacional. Esta tasa, que recorta 1,1 puntos porcentuales el crecimiento del trimestre anterior (3,9%), permite gracias al empuje estival dar prácticamente por cerrado el ‘agujero’ que provocó la pandemia (-0,4% vs -2,3%, 2º trim.) y situar los niveles de actividad de las Islas cerca de máximos históricos. El Archipiélago sigue en fase de desaceleración, que se prolongará los próximos trimestres. “Nuestra capacidad y fortaleza turística hace que, por fin, este 2023 cerremos la brecha que dejó la pandemia”, señala Carmen Planas, presidenta de CAEB.

La economía de Balears ha continuado mostrando un mayor dinamismo respecto a su entorno fruto del mayor peso de los servicios vinculados al turismo y la hostelería en la estructura productiva regional, especialmente durante los meses de verano. No en vano, la senda de crecimiento ha continuado deteriorándose tanto en el conjunto de la economía española (1,8% vs 2,0%, 2º trim.) como, especialmente, en la Unión Europea (0,0% vs 0,5%, 2º trim.). Así, tres de cada cuatro economías europeas han desacelerado la actividad entre julio y septiembre —como Francia (0,6% vs 1,2%, 2º trim.) o Italia (0,1% vs 0,3%, 2º trim.)—, y más de un tercio han crecido en negativo —Irlanda (-5,6% vs -0,4%, 2º trim.), Suecia (-1,4% vs -0,4%, 2º trim.), Alemania (-0,4% vs 0,1%, 2º trim.) o Países Bajos (-0,4% vs -0,1%, 2º trim.).

Territorialmente, todas las Islas han desacelerado de julio a septiembre, si bien Eivissa y Formentera volvieron a registrar un balance más favorable al impulsar su economía (3,0% vs 4,3%, 2º trim.) por encima de Mallorca (2,7% vs 3,9%, 2º trim.) y Menorca (2,4% vs 3,2%, 2º trim.). Con todo, Menorca se ha erigido en la primera isla balear en cerra por completo el diferencial negativo respecto de los niveles de actividad prepandemia (+0,0%), un hito que los meses de verano aún no lograron ni la economía mallorquina (-0,3%) ni la pitiusa (-1,1%).

Desde el punto de vista de la oferta, la economía balear ha moderado durante el tercer trimestre la senda de crecimiento en todos los sectores de actividad. Así, el sector servicios, que se ha consolidado como el principal motor del crecimiento registrando un avance del 3,1% (vs 4,2%, 2º trim.), después de capitalizar un verano de récord en el ámbito turístico.

Paralelamente, la industria se ha mantenido como el ámbito de actividad más débil, al rebajar su crecimiento hasta el 0,5% (vs 1,0%, 2º trim.), afectada por el endurecimiento de las condiciones de acceso a la financiación y la moderación de la demanda, especialmente en su vertiente externa. Al mismo tiempo, la construcción ha evidenciado de forma más acusada la moderación de la actividad, al recortar el crecimiento hasta el 1,2% (vs 3,3%, 1º trim.).

El ritmo de creación de empleo se ha reducido también entre julio y septiembre (4,3% vs 5,3%, 2º trim.), aunque por encima del nivel nacional (2,9% vs 2,7%, 2º trim.). De hecho, la mayor fortaleza del empleo ha llevado a las islas a cerrar el mes de julio con el mayor número de trabajadores en activo de toda su historia —cifrado en 632.152 trabajadores—, un nuevo récord que, puesto en perspectiva, supone ampliar en más de 167.000 efectivos en relación a 10 años atrás. Todo ello ha rebajado la incidencia del desempleo hasta el 4,5% de la población activa (vs 4,7%, 2º trim.), tasa que no solo rebaja la media española (11,5% vs 11,7%, 2º trim.), sino que se sitúa como la más reducida de toda la serie histórica.

Desde la óptica de la demanda, durante el tercer trimestre el consumo privado se ha mantenido como la facción más dinámica de la demanda interna (2,2% vs 2,6%, 2º trim.), gracias al sólido desempeño de la actividad turística, en un contexto en el que la capacidad de gasto familiar ha seguido bajo la presión de la inflación. Al mismo tiempo, el continuo endurecimiento de las condiciones de acceso a la financiación y la persistente incertidumbre han continuado lastrando la demanda de inversión (1,3% vs 1,8%, 2º trim.).

 

Nueva etapa, sigue la desaceleración

Una vez normalizados los niveles de actividad prepandemia y desvanecido el efecto base, Balears afronta la recta final del año abriendo una nueva etapa en la que, necesariamente, deberá renovar los factores que hasta la fecha han impulsado el crecimiento regional para garantizar una senda más equilibrada y sostenible a corto y medio plazo. Y es que, en un contexto global plagado de riesgos a la baja, dominado por la persistente inflación y el continuo encarecimiento del acceso a la financiación, todo apunta a que la economía balear seguirá desacelerándose durante los próximos trimestres. De esta forma, el encarecimiento de los precios continuará marcando del devenir de la economía con una inflación por encima del objetivo del BCE (2%) en el corto y el medio plazo y seguirá mermando, de esta forma, el poder adquisitivo de los consumidores. No en vano, el IPC ha seguido al alza durante octubre (3,8%) y noviembre (3,6%) no solo en el Archipiélago, sino también a escala nacional (3,5% y 3,2%, respectivamente) y europea (3,6% y 3,1%, respectivamente).

Ante este panorama, tanto el Banco Central Europeo como la Reserva Federal mantienen sin cambios los tipos de interés tras sus reuniones de octubre y diciembre. El retraso con que las subidas de tipos se acaban transmitiendo a la economía real, continuará restringiendo las condiciones de acceso a la financiación y frenando la demanda en las economías en los próximos trimestres. Así, las nuevas previsiones del Fondo Monetario Internacional a finales de octubre confirman una tendencia a la moderación de la economía mundial durante el presente ejercicio (3,0% vs 3,5%, 2022) y el siguiente (2,9%), particularmente acusada para el conjunto de la zona del euro (0,7% y 1,2%, respectivamente) —territorio en el que sobresale el mayor dinamismo previsto para España (2,5% y 1,7%, respectivamente).

Baleares reduce el paro en noviembre un -9,7% confirmando la desaceleración económica

  • La bajada de la tasa de desempleo sigue moderándose al ritmo nacional, dejando 32.942 personas paradas en las Islas
  • El mes pasado se firmaron 24.416 nuevos contratos, tasa que sigue recortándose (-5,9%) desde septiembre de 2022
  • Planas avisa que “aunque seguimos a la cabeza en la caída del desempleo, no somos ajenos a la desaceleración de la economía nacional y europea”

 

La presidenta de la Confederación de Asociaciones Empresariales de Balears (CAEB), Carmen Planas, ha valorado las cifras de afiliación a la Seguridad Social, paro y contratación presentadas hoy por el Gobierno correspondientes al mes de noviembre de 2023, donde Baleares sigue liderando el descenso del paro (-9,7% menos que el mismo mes del año pasado) a un ritmo superior a la media nacional (-5,9%). Así y todo, el número de personas sin empleo es de 32.942 en Baleares (2.734.831 en toda España). La presidenta de la patronal resalta que, “aunque seguimos a la cabeza en reducción del paro, no somos ajenos a la desaceleración general de la economía nacional y europea”.

Baleares tiene 3.545 personas desempleadas menos que hace un año (-9,7%). El sector Primario (-19,6%) es el que lidera el descenso porcentualmente seguido de la Construcción (-10,8%) y Servicios (-9,9%). La afiliación a la Seguridad Social se modera: crece un 3,26% más que hace un año para un total de 492.981 afiliados en las Islas (2,6% a nivel nacional). Baleares es donde más crece la afiliación por detrás de Madrid (3,83%) y Canarias (3,63%).

Respecto a los nuevos contratos, durante el mes pasado se firmaron 24.416, manteniendo la dinámica negativa (-5,9%) iniciada hace un año (a nivel nacional, -4,7%). La contratación indefinida en Baleares es del 67% frente al 33% de contratos temporales; a nivel estatal, la contratación indefinida supone el 41% de los nuevos contratos por un 59% de la temporal.

La presidenta de CAEB ve “positivo el descenso del paro en un mes difícil como noviembre”, aunque recuerda “que la Comisión Europea sigue recortando las previsiones de crecimiento para este año y el que viene. Además, nos sigue preocupando la inflación, situada en el 3,5%, que sigue elevada y tenemos por delante negociaciones importantes como la subida del SMI que, si se aleja del V Acuerdo por el Empleo y la Negociación Colectiva firmado por patronal y sindicatos en mayo, puede perjudicar también el crecimiento y la creación de empleo”.

CaixaBank Dualiza y CAEB junto a Fundación CEOE analizan los cambios en los perfiles profesionales hasta 2030

  • Llegarán los perfiles híbridos, marcados por un conocimiento genérico más amplio, más especialización y mayor responsabilidad a la hora de tomar decisiones
  • Cambiará el modelo productivo por el impacto de la digitalización y el desarrollo de la sostenibilidad
  • Según el observatoriofp.com durante el próximo año el empleo seguirá evolucionando en Illes Balears de modo favorable. Habrá más de 30.000 oportunidades de empleo las que cerca de una cuarta parte será para titulados de FP
  • Presentación de la presidenta de CAEB, Carmen Planas

 

CaixaBank Dualiza y la Confederación de Asociaciones Empresariales de Baleares (CAEB) han organizado esta mañana la jornada ‘Cambios en los perfiles profesionales y necesidades de Formación en Illes Balears. Perspectiva 2030’ en la que desgranan la evolución que sufrirán algunos de los principales sectores de la economía de la región y cómo esto afectará a los trabajadores que se encuentran en el mercado o que se van a incorporar a él en los próximos años. Un mercado en el que, según www.observatoriofp.com se crearán más de 30.000 oportunidades de empleo durante el próximo año, especialmente en los sectores de Hostelería, Comercio o Construcción. De todas ellas, más de 7.000 serán para titulados de FP.

La jornada lleva por nombre el de un estudio elaborado por CaixaBank Dualiza en colaboración con Fundación CEOE en el que se plantea un futuro marcado por la evolución de las profesiones actuales en lugar del surgimiento de nuevos oficios, donde el modelo productivo cambia la relación de las personas con el trabajo a través del impacto de la digitalización en la organización de ese mismo trabajo, y por la llegada de perfiles híbridos, con una conocimiento genérico más amplio, más especialización, mayor capacidad de gestión de información especializada y mayor responsabilidad a la hora de tomar decisiones.

Ese nuevo modelo sustituirá al anterior, un modelo industrial de cualificación. Sin embargo, su institucionalización lleva tiempo, acaba de empezar y se completará a medio plazo.

Una de sus principales características será una tendencia a la intelectualización del trabajo, en el sentido de que cada vez se requerirán más competencias relacionadas con los procedimientos mentales de análisis, planificación, toma de decisiones… es decir, las denominadas competencias transversales, blandas o soft skills por su denominación anglófona.

La directora territorial de CaixaBank en Baleares, Mari Cruz Rivera, ha destacado la importancia de “impulsar estos estudios que permiten analizar la evolución que seguirá nuestra economía los próximos años y, sobre todo, cómo tendremos que adecuar las competencias de los trabajadores para responder a las nuevas demandas”. En ese aspecto, ha añadido “serán claves la formación y el trabajo, dos ejes que forman parte de los valores intrínsecos que nuestra entidad CaixaBank desarrolla mediante su propia actividad y mediante el impulso de proyectos como Dualiza, convencidos de su utilidad para mejorar la cohesión social”.

La presidenta de CAEB, Carmen Planas, por su parte, ha señalado que “la evolución que van a sufrir los perfiles profesionales es uno de los aspectos más importantes que afectan al tejido empresarial balear teniendo en cuenta la falta de mano de obra que estamos padeciendo, que es uno de los motivos que explican la pérdida de productividad y competitividad de las empresas Baleares. Por tanto, debemos insistir y persistir en la formación de nuestras plantillas, de los jóvenes y de los propios trabajadores, y hacerlo de la mano de la innovación y las nuevas tecnologías porque el modelo productivo cambiará por el impacto de la digitalización y el desarrollo del modelo sostenible. Por último, para avanzar en la formación y cualificación de los trabajadores es imprescindible la colaboración público-privada: necesitamos más fondos y recursos para la investigación y el I+D+i balear, lo que nos permitirá crear, formar y retener el talento que generamos.”

Finalmente, el coordinador del proyecto EmpleaLab de la Fundación CEOE, Miguel Ángel García, ha añadido que “estamos en una situación donde tenemos que buscar las fórmulas de mejorar la productividad de nuestra economía y la calidad de vida de las personas. El proyecto Dualiza pretende situar la educación en el centro de las reformas de nuestro país de forma que podamos mejorar la Formación Profesional y, dentro de ésta, la FP Dual porque estamos observando que tenemos un desajuste importante entre la oferta y la demanda del mercado laboral: hay personas que quieren trabajar que no pueden y puestos de trabajo que existen y no se pueden cubrir. Ahora mismo se calcula hace falta el doble de personal de FP en toda España, incluida Baleares”.

El investigador Oriol Homs ha abordado también algunas de las tendencias que marcarán los sectores más relevantes en la economía balear. El industrial estará marcado por el envejecimiento general de la población ocupada (generación baby-boom), así como por la necesidad de una mayor cualificación de los trabajadores. La falta de titulados en Grado Medio de FP planteará un problema para la reposición de las plantillas.

Algo parecido ocurre en el sector turístico. Más de la mitad de los trabajadores carecen de un título adecuado al oficio que desempeñan en sectores como restauración y hotelería o no tienen estudios, algo que no ocurre en las agencias de viaje donde una amplia mayoría cuenta con formación superior.

 

Desafíos a futuro

Para poder afrontar los retos venideros, la investigación plantea una serie de reflexiones que contribuirían a la formación de un mayor número de técnicos de FP y a dotarles con las habilidades que requerirá el mercado laboral. La más urgente, de hecho, es proveer al mercado con un mayor número de titulados de FP ya que para situarnos al nivel europeo sería necesario prácticamente doblar el número de titulados actual. Conseguirlo no requeriría grandes inversiones ya que bastaría con mejorar los índices de abandono.

Además, retos pendientes como la introducción de un modo digital en toda la oferta FP o un nivel mínimo de inglés para titular también deberían ser motivo de análisis. El nuevo escenario requerirá también el entrenamiento de competencias blandas y la introducción de la sostenibilidad en los planes de estudio.

 

Salón de actos de CAEB, lleno durante la jornada.

 

GRABACIÓN DEL ENCUENTRO:

Baleares cierra el mes de octubre con 25.695 personas trabajando más que hace un año al prolongar la temporada turística

  • La bajada de la tasa de desempleo se ralentiza (-9,4%) una vez superados los meses de verano, dejando en 31.615 personas paradas
  • El mes pasado se firmaron 27.005 nuevos contratos en las Islas, tasa que sigue recortándose (-5,9%) desde septiembre de 2022
  • Planas avisa que “la desaceleración de varias economías europeas, la grave situación geopolítica y anuncios como la rebaja de la jornada laboral perjudican la confianza empresarial y lastran la creación de empleo”

 

La presidenta de la Confederación de Asociaciones Empresariales de Balears (CAEB), Carmen Planas, ha valorado las cifras de afiliación a la Seguridad Social, paro y contratación presentadas hoy por el Gobierno correspondientes al mes de octubre de 2023, donde destaca el incremento del 4,6% de la afiliación a la Seguridad Social en Baleares, que alcanza 583.476 personas trabajando, 25.695 más que hace un año.

Asimismo, la prolongación de la temporada turística permite seguir reduciendo el paro (-9,4%), la mitad que el mes anterior, pero cuatro puntos por encima de la media nacional (-5,3%). La presidenta de la patronal resalta que estos datos “demuestran que las temporadas altas en las Islas se siguen alargando, incluso más allá del mes de octubre”.

Balears tiene 3.285 personas desempleadas menos que hace un año (-9,4%), quedando registrados 31.615 ciudadanos en paro en octubre. El sector Primario (-21,3%) es el que lidera el descenso porcentualmente seguido del Industrial (-12,8%) y la Construcción (-12,2%). Respecto a los nuevos contratos, durante el mes pasado se firmaron 27.005, manteniendo la dinámica negativa (-5,9%) iniciada hace un año.

Pese a destacar las buenas cifras de empleo, la presidenta de CAEB avisa que “la desaceleración de varias economías europeas, la grave situación geopolítica y anuncios como la rebaja de la jornada laboral perjudican la confianza empresarial y lastran la creación de empleo”.

La tasa de paro se redujo al 5,7% en Baleares los meses de verano, según la EPA, confirmando “las buenas perspectivas de la temporada alta”

  • Pese a la buena temporada turística, las Islas registraron de julio a septiembre un 2% más de parados que hace un año (41.000)
  • Planas: “Las cifras de EPA demuestran que la temporada ha sido excelente y además se está alargando”, aunque “la inestabilidad política no ayuda y debemos ser cautos ante la desaceleración de cara a 2024”

 

La tasa de paro en Illes Balears se redujo al 5,7% de julio a septiembre, según los datos conocidos hoy de la Encuesta de Población Activa (EPA) correspondiente al tercer trimestre de 2023 (11,8% media nacional). “La tasa de paro en Baleares se situó en pleno empleo durante el pasado verano, confirmando las buenas perspectivas de la temporada alta”, señala la presidenta de CAEB, Carmen Planas.

No obstante, las Islas registraron un 2% más de parados (41.000) que en el mismo periodo del año anterior, “lo que pone de manifiesto que algo no está funcionando porque necesitando mano de obra en casi todos los sectores hemos tenido más desempleados que en 2022”. Por sectores productivos, la Construcción es el sector donde más descendió el número de desempleados (-50%), mientras es destacable el aumento de parados en el sector Servicios (9,9%).

Por otro lado, las personas ocupadas crecieron un 3,3% en el Archipiélago balear este verano respecto al de 2022, mientras que la media en España crece un 3,5%. En Baleares hubo 675.500 personas trabajando de julio a septiembre.

La presidenta de la patronal balear destaca que “la temporada ha sido excelente y que, además, se está alargando como ya ocurriera el año pasado”. Aun así, Planas advierte “que la situación de inestabilidad política no ayuda y también debemos ser cautos ante el enfriamiento y la desaceleración que se están anunciando de cara a 2024”.

Baleares prolonga la buena dinámica turística liderando la reducción del paro también en septiembre (-18,2%)

  • La bajada de la tasa de desempleo se mantiene estable en las Islas superado ya el verano, dejando en 30.154 las personas paradas
  • El mes pasado se firmaron 31.255 nuevos contratos en las Islas, tasa que sigue recortándose (-11,7%), pero menos que la media nacional (-16%)
  • Planas resalta que se prolongue “la buena dinámica de temporada como en 2022”, pero muestra su preocupación por el “repunte de la inflación”

 

La presidenta de la Confederación de Asociaciones Empresariales de Balears (CAEB), Carmen Planas, ha valorado las cifras de afiliación a la Seguridad Social, paro y contratación presentadas hoy por el Gobierno correspondientes al mes de septiembre de 2023 donde Baleares prolonga la buena dinámica turística liderando la reducción del paro (-18,2%, dos puntos y medio más que en agosto -15,7%-), muy por encima de la media nacional (-7,5%). La presidenta de la patronal resalta que se prolongue “la buena dinámica de la temporada turística”, pero muestra su preocupación por “el repunte de la inflación”, elevada al 3,5% en España.

Balears tiene 6.700 personas desempleadas menos que hace un año (-18,2%), quedando registrados 30.154 ciudadanos en paro en septiembre. El sector Primario (-31,8%) es el que lidera el descenso porcentualmente seguido del sector Servicios (-19,9%). Respecto a los nuevos contratos, durante el mes pasado se firmaron 31.255, manteniendo la dinámica negativa (-11,7%) iniciada hace justo un año, aunque menor a la media nacional (-16,2%).

La afiliación a la Seguridad Social se incrementa un 4,3% en Baleares, que vuelve a situarse como la CCAA donde más crece, frente al 2,7% de media nacional. En total, 616.789 personas están trabajando en las Islas.

La presidenta de CAEB muestra su satisfacción de que se “mantenga la buena dinámica laboral pasado ya los meses más importantes del verano”, especialmente en una época marcada por “la subida de los tipos de interés, la incertidumbre política en España y la desaceleración económica que se está produciendo en la zona euro”.

Escucha las valoraciones de la presidenta de CAEB, Carmen Planas: