Carmen Planas: “Las empresas están al límite, quieren defender el empleo, pero necesitan ayudas para conseguirlo y que lleguen de forma urgente”

“Es muy preocupante que el paro haya crecido un 32,2% en un año, pero más aún que se haya disparado un 51,5% respecto a 2019 

CAEB insiste en “acelerar el proceso de vacunación para que Balears pueda arrancar cuanto antes la temporada turística, reactivar la economía y recuperar el mercado laboral”

Puede ver o descargar Imágenes TV con las declaraciones de la presidenta de CAEB.

Puede escuchar o descargar audio con las declaraciones de la presidenta de CAEB.

 

Palma, 6 de abril de 2021.- La presidenta de la Confederación de Asociaciones Empresariales de Balears (CAEB), Carmen Planas, ha valorado “negativamente” los datos de paro y de afiliación a la Seguridad Social en Balears publicados hoy y ha subrayado que “las empresas están al límite, quieren defender el empleo, pero necesitan ayudas para conseguirlo y que lleguen de forma urgente”.

Planas ha hecho hincapié en que “es muy preocupante que el paro haya crecido un 32,2% en un año, pero más aún que se haya disparado un 51,5% respecto a 2019”. La presidenta de CAEB, argumenta que las cifras de paro registrado y afiliación del mes de marzo reflejan que “Balears vuelve a protagonizar el mayor aumento del paro en términos interanuales del país con un 32,2%, casi el triple que la media nacional”.

La presidenta de CAEB ha insistido en “la urgente necesidad de acelerar el proceso de vacunación para que Balears pueda arrancar cuanto antes la temporada turística, reactivar la economía y recuperar un mercado laboral cada vez más maltrecho, con el consiguiente efecto negativo para el conjunto de los ciudadanos de las Islas”.

 

“La caída de la afiliación a la Seguridad Social es 14,2 veces mayor que la media estatal”

Carmen Planas también ha mostrado su “enorme preocupación” por el hecho de que “la caída de la afiliación a la Seguridad Social es 14,2 veces mayor que la media estatal, ya que, mientras en Balears se ha hundido un -7,1%, a nivel nacional solo ha caído un -0,5%”.

La presidenta de CAEB advierte, además, que “no podemos olvidar que entre las personas que figuran como afiliadas hay 88.555 trabajadores que están en ERTE, por lo que, en realidad, la cifra de ocupación es mucho menor que la que reflejan los datos oficiales”.

“Balears ha cerrado el mes de marzo con casi 83.000 personas menos afiliadas a la Seguridad Social, un dato muy alarmante ya que no incluye a los trabajadores en situación de ERTE, ni a los que aun sin trabajar están recibiendo cursos de formación”, ha recalcado Planas.

 

Sector primario y construcción, los más castigados

Comparando los diferentes sectores productivos, el aumento del desempleo ha afectado a todos los ámbitos de la actividad, siendo el sector primario el más perjudicado, es decir, el dedicado a la agricultura, ganadería y pesca, con un aumento del paro del 70,3%, seguido del sector de la construcción con un 48,1% superior a la cifra de hace un año.

“El tropiezo de la inversión en la recta final de 2020 condiciona las perspectivas de recuperación de la economía balear”

Balears cerró su balance económico anual con una contracción inédita del 24,3% y la COVID-19 ha hecho del 2020 un año como ningún otro

 “Es pronto para hacer pronósticos para 2021 porque depende de múltiples condicionantes, siendo el primero de ellos el control de la crisis sanitaria y la capacidad de las empresas para invertir, porque si no hay inversión no habrá una recuperación rápida” 

Eivissa y Formentera anotan, de nuevo, la peor marca y Menorca la menos negativa de Balears 

 

Puede ver o descargar Imágenes TV con las declaraciones de la presidenta de CAEB.

Puede escuchar o descargar audio con las declaraciones de la presidenta de CAEB.

Puede descargar el informe de coyuntura ‘Evolución Económica 4T2020’

 

Palma, 18 de marzo de 2021.- La Confederación de Asociaciones Empresariales de Balears (CAEB) ha hecho público en el día de hoy el informe de coyuntura “Evolución Económica” correspondiente al cuarto trimestre del ejercicio 2020, en el que señala que la COVID-19 ha generado una crisis global, no comparable con las anteriores crisis económico-financieras, que ha tenido una gran repercusión en todo el archipiélago, donde la emergencia sanitaria ha sumido la economía balear en una sima vertical sin precedentes.

Así, la línea de tiempo que transcurre entre las restricciones generalizadas a la movilidad y a la actividad, un verano tumultuoso y un final del año tan incierto como esperanzador, no ha hecho sino poner de relieve las características del shock económico que ha ejercido la COVID-19 sobre Balears. Y es que, la estimación del crecimiento correspondiente al cuarto trimestre muestra una contracción del 27,3% (vs -29,7%, 3º trim.), que no ha hecho sino confirmar que la actividad económica no ha conseguido recuperar el vigor, a pesar de la relajación parcial de las restricciones. De hecho, el balance anual del archipiélago, con un retroceso del 24,3%, contrasta con la evolución del resto de economías del mundo, que no han alcanzado en ningún caso la profundidad de Balears.

 

El sector servicios demora en la recta final del año su particular proceso de recuperación

Desde el punto de vista de la oferta, el informe destaca que los servicios se han erigido como el sector más afectado por la crisis de la COVID-19 y se han convertido también en el principal factor explicativo de la sima vertical en que se encuentra sumida la economía balear. Pues, aquellos servicios más dependientes del contacto cara a cara (hostelería y restauración, turismo, transporte, ocio, centros comerciales…) han sufrido, en esta ocasión, con mayor fuerza. De hecho, la tasa de crecimiento del último trimestre se ha saldado con un retroceso interanual del 29,6% (vs -32,7%, 3º trim.), y la magnitud de la caída de la actividad para el conjunto del ejercicio se ha cifrado en un 26,2%.

Y es que, así lo pone en relieve la negativa evolución de los índices de cifra de negocios y de ocupación del sector, tanto el último cuarto del año (-29,8% y -16,3%, respectivamente) como en el conjunto del ejercicio (-37,8% y -14,7%, respectivamente), por encima del agregado nacional. Así mismo, la llegada de turistas ha anotado un mínimo histórico (-81,3% vs -0,7%, 2019) con apenas 3,1 millones de turistas (vs 16,4 millones, 2019), por lo que las ramas más directamente vinculadas a la cadena turística de valor han sufrido fuertes retrocesos de afiliación (-21,5% vs 1,1%, 2019).

 

La industria aminora el ritmo de avance y consolida el negativo

El ritmo de avance observado en los meses posteriores al segundo trimestre no solo no ha sido suficiente para sacar a la industria balear del terreno negativo, sino que se ha ralentizado a finales de año, así, el sector ha despedido el último trimestre del año con un retroceso del 11,3% (vs -14,7%, 3º trim.) y ha anotado una contracción del 13,2% en el balance anual. Y es que, las interrupciones en las cadenas globales de suministros y las restricciones más o menos generalizadas de la actividad económica derivadas de la crisis de la COVID-19 han lastrado la actividad, tal y cómo han manifestado el índice de producción industrial (-13,9% vs -21%, 3º trim.), el indicador de la cifra de negocios (-14,3% vs -16,2%, 3º trim.) y la afiliación (-4,3% vs -4,6%, 3º trim.).

 

La construcción acusa el fin de la inercia afectada por una incertidumbre imperante

La estimación de crecimiento del sector de la construcción balear arroja una contracción del 15,1%, tasa que amplia en 5,9 puntos porcentuales el retroceso experimentado el trimestre anterior (-9,2%) y pone freno a la aceleración observada en el tercer trimestre (11,7 puntos porcentuales). En esta misma línea, balance anual lega una contracción del 12,8%, que supera ampliamente los retrocesos observados durante la Gran Recesión (-4,9% en 2009) o la crisis de la deuda soberana (-3,1% en 2012). A ello ha contribuido la evolución de las certificaciones de fin de obra, que han retrocedido en el último trimestre (-9,8% vs 12,5%, 3º trim.), así como la destrucción de ocupación, que ha sido visible tanto el último cuarto del año (-1,7% vs 1,8%, 3º trim.) como en el conjunto del ejercicio (-1,9% vs 4,4%, 2019).

 

El freno económico global pesa sobre los niveles de demanda de consumo e inversión

Desde el punto de vista de la demanda, el consumo privado ha sufrido una contracción del 25,4% en el acumulado del año, que supera con creces la experimentada a lo largo de la última recesión (-2,9%, 2009) y duplica la observada a nivel nacional (-12,6%). Y es que, los intentos de aceleración no han conseguido afianzarse, como consecuencia de los nuevos rebrotes y de la entrada en vigor nuevas restricciones a la actividad y movilidad, que han situado el último cuarto del año la contracción estimada del consumo en el 28,5% (vs -31,3%, 3º trim.). Esta situación se explica por los cambios en los patrones de consumo de los hogares –descenso de las ventas minoristas (-6,4% vs -15,9%, 3º trim.) e incremento del desempleo (44,6% vs 90,5%, 3º trim.)– y la muy escasa, por no decir nula, afluencia turística (-91,8% vs -82,4%, 3º trim.), que ha lastrado la exportación de servicios turísticos, pues no ha alcanzado en el conjunto del 2020 el equivalente a 20 días del verano del 2019 (-87,6% vs 0,6%, 2019).

Por otro lado, a pesar de los esfuerzos de las políticas monetarias, los bajos niveles de actividad, junto con la incertidumbre imperante, han alimentado a finales de año el tono bajista de las expectativas empresariales (-58,5 puntos). Así mismo, a pesar de la desaceleración de la destrucción de tejido empresarial (-7,1% vs -10,1%, 3º trim.) el balance anual se ha saldado con una pérdida de 3.810 unidades empresariales (-8,5% vs -5,8%, 2009). Adicionalmente, la reducción de la compra de vehículos de carga, que ha cerrado el ejercicio con el peor dato de la serie estadística (-53,4% vs -23,5%, España), así como también la inversión en construcción, en lo que a presupuestados de visados de obra se refiere (-29,2% vs 6,2%, 2019), hacen sino sugerir que los impactos derivados de la COVID serán de larga digestión. Todo esto, ha conducido a la formación bruta de capital a ampliar la contracción del trimestre anterior (-14,4%) hasta situarla en el 20,9%, una tasa que se suma a una trayectoria trimestral que ha encadenado negativos hasta legar un retroceso anual del 16,4%, superior al estimado para la media española (-12,4%).

 

Eivissa y Formentera anotan, de nuevo, la peor marca y Menorca la menos negativa

Tal y como ha ocurrido a lo largo del ejercicio, Eivissa y Formentera han anotado en la recta final del año una contracción del PIB -VAB no agrario- superior a la de resto de islas. Concretamente, el marcador de crecimiento ha retrocedido en el último trimestre un 27,8% (vs -33,6%, 3º trim.), tasa que supera en 3,1 puntos porcentuales la contracción de Menorca (-24,7% vs -28,8%, 3º trim.) y en 0,3 la de Mallorca (-27,5% vs -29,1%, 3º trim.). Con todo, el ejercicio se ha saldado con retrocesos históricos en todas las islas, en una horquilla negativa que oscila el 26,6% de Pitiüses y el 23,5% de Menorca. A lo largo del año la destrucción de empleo ha sido en Eivissa y Formentera de mayor envergadura (-15,1% vs -8,7%, Menorca) y, aunque esta se ha suavizado en la recta final del ejercicio en todas las islas, han seguido liderando el ranking (-6,8% vs -3,1%, Menorca).

Y es que, en términos particulares, por el lado de la oferta, la destrucción de afiliación en el sector servicios ha sido a lo largo del año mayor que en el resto de ramas de actividad (-17,6%, Pitiüses; -10,4%, Menorca), una tónica que se ha mantenido en el cuarto trimestre (-7,5%, Pitiüses; -2,9%, Menorca), especialmente en lo que a las ramas vinculadas al turismo se refiere (-17%, Pitiüses; -9,3%, Menorca). Por su parte, el sector de la construcción menorquín ha conseguido mantener el signo positivo que recuperó el trimestre anterior (0,6% vs 1%, 3º trim.), una circunstancia que no se ha producido en Eivissa y Formentera (-4,3% vs 5,2%, 3º trim.). En cambio, la afiliación industrial ha retrocedido en mayor medida en Menorca, tanto en el cuarto trimestre (-9,4% vs -4,7%, Pitiüses) como en el conjunto del año (-8,1% vs -5,7%, Pitiüses). Por el lado de la demanda, la fuerte afectación que ha sufrido el mercado laboral ha desencadenado en descensos significativos en el consumo de forma más intensa en Eivissa y Formentera, tal y como ha puesto de manifiesto el incremento en el número de parados registrados (50% vs 35,3%, Menorca). Finalmente, en términos de inversión, la elevada incertidumbre que ha imperado a lo largo del ejercicio ha conllevado una destrucción de tejido empresarial que ha avanzado a mayor ritmo en Pitiüses (-10,8% vs -8,5%, Menorca).

 

El 2021 arranca débil y con una necesidad imperante de transformación

Los resultados del primer semestre del año se verán seriamente condicionados como consecuencia del incremento en las infecciones y confinamientos más restrictivos, no obstante, las perspectivas de recuperación para el segundo siguen siendo más positivas gracias a la vacunación, ayudas gubernamentales y a los impulsos de los fondos europeos Next Generation EU.

En este sentido, Carmen Planas ha mostrado su “preocupación” sobre la evolución económica de las Islas destacando que “el tropiezo que ha sufrido la inversión en la recta final de 2020 condiciona las perspectivas de recuperación de la economía balear”.

Planas ha señalado que “es pronto para hacer pronósticos sobre cómo evolucionará la economía de Balears porque depende de múltiples condicionantes, siendo el primero de ellos el control de la crisis sanitaria y la capacidad de las empresas para invertir, porque si no hay inversión no habrá una recuperación rápida”.

“Esperamos, no obstante, un crecimiento positivo porque se mantiene la política monetaria de bajos tipos y, en materia de política fiscal, por las ayudas directas y la financiación europea de proyectos Next Generation EU”. Además, ha apuntado Planas, “es esperable que la economía balear pueda empezar a ofrecer resultados positivos a medida que avance el ejercicio 2021 pero no debemos olvidar que los datos resultarán de su comparación con los registrados en 2020, año en el que la caída de la economía balear ha sido inédita e histórica, duplicando la media nacional”.

Con todo, la presidenta de CAEB ha destacado que “se considera fundamental realizar una transformación hacia una economía más digital, sostenible e inclusiva, con la capacidad de aglutinar proyectos con potencial transformador capaces de unir el triple objetivo de crecimiento, bienestar inclusivo y sostenibilidad”.

Carmen Planas reclama “un rescate urgente del Gobierno con ayudas directas para evitar un colapso social ante el nuevo desplome del empleo en Balears”

CAEB insiste en “acelerar el proceso de vacunación para que Balears pueda arrancar cuanto antes la temporada turística, reactivar la economía y recuperar el mercado laboral” 

“Balears vuelve a ser la comunidad más perjudicada desde que la pandemia empezó a mostrar sus efectos hace ya un año, con el mayor aumento del paro del país y una caída de la afiliación que triplica la media nacional y con un 10% de trabajadores en ERTE”

Puede ver o descargar Imágenes TV con las declaraciones de la presidenta de CAEB.

Puede escuchar o descargar audio con las declaraciones de la presidenta de CAEB.

Palma, 2 de marzo de 2021.- La presidenta de la Confederación de Asociaciones Empresariales de Balears (CAEB), Carmen Planas, ha reclamado “un rescate urgente del Gobierno central, con ayudas directas para las empresas, grandes, pymes y autónomos, Balears” ante el nuevo desplome del empleo que reflejan los datos de paro y afiliación a la Seguridad Social en Balears publicados hoy, “que vuelven a confirmar que Balears es la comunidad más perjudicada desde que la pandemia empezó a mostrar sus efectos hace ya un año”.

Planas ha exigido también “acelerar el proceso de vacunación para que Balears pueda arrancar cuanto antes la temporada turística y reactivar la economía y el empleo y evitar así un colapso social”.

Las cifras de paro registrado y afiliación reflejan que “Balears vuelve a protagonizar el mayor aumento del paro en términos interanuales, con un 46,9% más de desempleo que hace un año, y también lidera la caída de la afiliación, que ha descendido un -6,4%”.

Con estos datos, Balears ha cerrado este mes de febrero con 84.581 parados y, analizando los diferentes sectores productivos, el aumento del desempleo ha afectado a todos los ámbitos de la actividad, siendo nuevamente el sector de la construcción el más perjudicado con un aumento del paro del 82,5% interanual.

El número afiliados medios en Balears en el mes de febrero ha sufrido una caída del -6,4% respecto al año anterior, triplicando la media nacional que registra una disminución del -2,1%.

“Cabe destacar que, además de la importante caída de la afiliación, casi el 10% de las personas que figuran como afiliadas estaban en ERTE, en concreto 39.044 trabajadores, un 9,4% de los afiliados, lo que da una idea de la magnitud real de los efectos de la pandemia”, ha resaltado Planas.

Carmen Planas reclama que “Balears necesita ser rescatada por el Gobierno central para garantizar la temporada turística”

CAEB exige “acelerar el proceso de vacunación para que Balears pueda arrancar la actividad del turismo cuanto antes y reactivar la economía y el empleo para evitar un colapso social” 

La presidenta de CAEB muestra su “preocupación” porque en enero “Balears ha vuelto a superar la media nacional en aumento del paro y destrucción de empleo, tal como viene sufriendo mes a mes y de forma consecutiva desde el inicio de la pandemia”

Puede ver o descargar Imágenes TV con las declaraciones de la presidenta de CAEB.

Puede escuchar o descargar audio con las declaraciones de la presidenta de CAEB.

Palma, 2 de febrero de 2021.- La presidenta de la Confederación de Asociaciones Empresariales de Balears (CAEB), Carmen Planas, ha mostrado su “preocupación” ante los datos de paro y afiliación a la Seguridad Social en Balears publicados hoy y ha reclamado que “Balears necesita ser rescatada por el Gobierno central porque es la comunidad más perjudicada por crisis desatada por la pandemia”.

Planas ha exigido “acelerar el proceso de vacunación para que Balears pueda arrancar cuanto antes la temporada turística y reactivar la demanda y, con ella, la economía y el empleo, y evitar así un colapso social”.

Las cifras de paro registrado reflejan que “Balears, de nuevo, protagoniza el mayor aumento del paro en términos interanuales, con un incremento del 37% que vuelve a situarse por encima de la media nacional, que ha aumentado un 21,8%, tal y como lamentablemente está ocurriendo consecutivamente y mes a mes desde el inicio de la pandemia”.

Con estos datos, Balears ha cerrado este mes de enero con 83.341 parados y, analizando los diferentes sectores productivos, el aumento del desempleo ha afectado a todos los ámbitos de la actividad, siendo nuevamente el sector de la construcción el más perjudicado con un aumento del paro del 81,7% interanual.

El número medio de trabajadores con empleo en Balears ha sufrido una caída del -3,9% respecto a enero de 2020, cifra que supera el doble de la media nacional que registra una disminución del -1,7%.

Además, cabe destacar que el número de afiliados a la Seguridad Social (412.115 personas) incluye a todos los trabajadores acogidos a ERTE, que en el mes de enero han sido 35.156 en Balears.

“Balears no podrá soportar una temporada turística fallida como la de 2020 y el verano no espera”

La presidenta de CAEB reclama que “es urgente y necesario que el Gobierno central atienda las necesidades de Balears de forma diferenciada y priorice tanto las ayudas a empresas y trabajadores de las islas como el proceso de vacunación con el objetivo de que la temporada turística pueda comenzar lo antes posible”

“El incremento del paro en Baleares multiplica casi por cinco el de la media nacional”

Puede ver o descargar Imágenes TV con las declaraciones de la presidenta de CAEB.

Puede escuchar o descargar audio con las declaraciones de la presidenta de CAEB.

Palma, 28 de enero de 2021.- La Encuesta de Población Activa (EPA) publicada en el día de hoy señala que el número de ocupados en Balears en el cuarto trimestre del año (523.800 personas) ha descendido un -8,1% respecto al mismo período del año anterior mientras que a nivel nacional el número de personas empleadas ha disminuido un -3,1%, “un dato que refleja la singularidad del impacto que la crisis provocada por el coronavirus  está teniendo en Balears, que cerró 2020 con una caída del PIB del 25% que es el doble que la media nacional y multiplica por dos veces y media la destrucción de empleo del resto del país”, ha destacado la presidenta de CAEB, Carmen Planas.

“Dado que Balears es la comunidad más afectada y la que más está sufriendo, es urgente y necesario que el Gobierno central atienda las necesidades de nuestras islas de forma diferenciada y priorice tanto las ayudas a las empresas y trabajadores de las islas como el proceso de vacunación con el objetivo de que la temporada turística pueda comenzar lo antes posible y, en ningún caso, más allá de finales de mayo porque Balears no va a poder soportar una temporada fallida como la de 2020 y porque el verano no espera”, ha reclamado Carmen Planas.

El número de parados se ha incrementado en un 75,3% acumulando 109.900 personas sin empleo, cuatro veces y media por encima de la media nacional (16,5%), lo que refleja que Balears es la Comunidad Autónoma donde más ha incrementado el número de parados en el último trimestre del año. “Este dato, avala la reclamación que hacemos desde CAEB ante el Gobierno nacional y todas las administraciones para defender la supervivencia del tejido productivo y del empleo y para evitar que la crisis derive en una crisis social que será muy difícil de controlar”.

Carmen Planas reclama “máxima autoexigencia ciudadana para recuperar el empleo, porque tenemos el peor dato de paro de los últimos ocho años”

La presidenta de CAEB muestra su “pesar” porque “desde el inicio de la pandemia y por séptimo mes consecutivo, Balears ha vuelto a registrar el mayor aumento del paro muy por encima de España” 

La presidenta de CAEB lamenta que “la caída de la afiliación en Balears es más del doble que la media nacional”

Puede ver o descargar Imágenes TV con las declaraciones de la presidenta de CAEB.

Puede escuchar o descargar audio con las declaraciones de la presidenta de CAEB.

Palma, 5 de enero de 2021.- La presidenta de la Confederación de Asociaciones Empresariales de Balears (CAEB), Carmen Planas, ha mostrado de nuevo su “profunda preocupación por los pésimos datos de paro que son, de nuevo, los más elevados del país”. Las cifras de paro registrado reflejan por séptimo mes consecutivo que “Balears sigue siendo la comunidad donde más ha crecido el paro en términos interanuales, con un incremento del 38%, mientras que la media nacional ha aumentado en un 22,9%”.

Planas ha reclamado “una máxima autoexigencia ciudadana a nivel sanitario para recuperar el empleo, porque tenemos el peor dato de paro de los últimos ocho años” y ha lamentado que “el número de desempleados en diciembre ha alcanzado las 84.339 personas, cifra que solo fue superada en el mes de diciembre de 2013 con 91.215 personas sin empleo”.

Por sectores, el aumento del desempleo ha afectado a todos los ámbitos de actividad y ha sido el sector de la construcción el más perjudicado nuevamente (76,7%).

La presidenta de CAEB ha mostrado su “pesar” porque “la caída de la afiliación en Balears ha sido más del doble que la media nacional”, añadiendo que el número medio de trabajadores afiliados en diciembre (417.542 personas) supone la disminución del -4,2% mientras que en España disminuye el -1,9%. Esta cifra sólo es superada por Canarias, con una caída de la afiliación un -5,5% respecto a la de diciembre de 2019.

La economía balear confirma la recesión tras un retroceso del 30,1% en el tercer trimestre

La evolución económica de Balears apunta a acabar 2020 con una contracción cercana al 25%, duplicando la media nacional

Carmen Planas: “Nuestra capacidad de controlar la pandemia, de reapertura turística y de captar fondos europeos marcarán un incierto 2021 que dependerá de la eficacia de la colaboración público-privada”

La recesión por la COVID 19 impacta más sobre las Pitiüses (-34%), pero también castiga a Mallorca (-29,5%) y a Menorca (-29,2%)

Puede ver o descargar IMÁGENES TV con declaraciones de la presidenta de CAEB.

Puede escuchar o descargar AUDIO con declaraciones de la presidenta de CAEB.

Puede descargar el INFORME de coyuntura del tercer trimestre de 2020.

Palma, 10 de diciembre de 2020.- La Confederación de Asociaciones Empresariales de Balears (CAEB) ha hecho público en el día de hoy el informe de “Evolución Económica” correspondiente al tercer trimestre del ejercicio 2020, en el que señala que el tránsito de la economía balear hacia la ‘nueva normalidad’ está siendo más lento de lo esperado, dada la gravísima pérdida de actividad turística que ha sufrido el archipiélago durante los meses centrales de la temporada alta.

Así, los rebrotes del virus, las restricciones adoptadas para contenerlo, junto a la condición de ‘destino de riesgo’ y la mayor afectación de las ramas más ‘convencionales o tradicionales’ del sector servicios (alojamiento, comercio, restauración, transporte) explican que la estimación de crecimiento correspondiente al tercer trimestre arroje una contracción del 30,1% (vs -35,6%, 2º trim.), claramente superior a la experimentada en otras zonas económicas del planeta.

La presidenta de CAEB, Carmen Planas, ha señalado que “los datos de este informe de coyuntura económica del tercer trimestre y los que ya vamos conociendo del cuarto apuntan a que la evolución de la economía de Balears acabe 2020 con una contracción cercana al 25% y un retroceso que duplicaría al de la media nacional”.

 

La COVID-19 anula la temporada turística y el ansiado rebote de la economía

Desde el punto de vista de la oferta, el informe destaca los estragos que esta situación ha causado sobre el conjunto del sector servicios, que ha saldado el tercer trimestre con un retroceso del 33,2% (vs -37,8%, 2º trim.), justo en el periodo en que las ramas vinculadas al turismo ejercen su mayor contribución al agregado regional al verse afectado por las prohibiciones impuestas por destinos extranjeros.

La COVID-19 ha anulado la temporada turística y el ansiado rebote de la economía. Y todos los indicadores confirman el fuerte golpe que la pandemia ha ejercido sobre la actividad, desde el índice de la cifra de negocios (-43,1% vs -55,6%, 2º trim.) a la afiliación (-15,2% vs -14,6%, 2º trim.), en un contexto en que la contracción de la afluencia turística (-74,3% vs -99%, 2º trim.) ha supuesto, en términos absolutos, la pérdida de más de 6 millones de turistas respecto del mismo periodo del año anterior.

 

La industria mantiene el negativo pese a la reducción de las restricciones

El escenario recesivo imperante y el aumento de la incertidumbre en los mercados ha condicionado sobremanera la evolución de los principales indicadores del secundario balear a lo largo del tercer trimestre. Este es el caso del índice de producción industrial (-21,1% vs -36%, 2º trim.), de la afiliación (-4,6% vs -6,5%, 2º trim.) o de la demanda de energía por parte del sector (-16,5% vs -38%, 2º trim.). Una dinámica que, en conjunto, explica que el sector haya experimentado por segundo trimestre consecutivo una contracción superior a los dos dígitos, concretamente del 14,7%, pese a la reducción de las restricciones.

 

La construcción recupera cierto dinamismo gracias a proyectos pre-COVID

El marcador de crecimiento del sector del sector de la construcción balear ha saldado el tercer trimestre con una contracción del 9,2%, claramente inferior a la del trimestre anterior (-20,9%) y a la experimentada por su homologo nacional (-11% vs -27,5%, 2º trim). Este mejor comportamiento relativo gracias a proyectos pre-COVID encuentra su razón de ser en el incremento que experimentaron los visados de obra en el tercer trimestre del 2019 (8,9%) y cuyo periodo de ejecución se extiende a una media de cuatro trimestres vista. A ello ha contribuido también la relajación del levantamiento de las restricciones impuestas por las ordenanzas municipales para la temporada de verano, una circunstancia que ha facilitado al sector la creación de ocupación (1,8% vs -4,1%, 2º trim.).

 

La incertidumbre y las bajas expectativas congelan el consumo y lastran la inversión

Desde el punto de vista de la demanda, el ritmo de crecimiento del consumo se ha contraído un 31,3%, tasa que, a pesar del efecto positivo derivado de la relajación inicial de las medidas restrictivas, la mayor libertad de movimiento y el descenso de los precios de consumo (-0,6% vs -0,8%, 2º trim.), se ha visto perjudicada por la factura laboral (-13% vs -13%, 2º trim.) y los efectos asociadas sobre el patrón de consumo tanto de residentes como de no residentes. No en vano, las ventas minoristas han descendido (-15,9%), en un contexto en que el gasto de no residentes se ha reducido cuatro terceras partes (-82,4% vs -99,4%, 2º trim.).

Por otro lado, a pesar de la amplitud de las medidas adoptadas por el Banco Central Europeo (BCE) y por el gobierno nacional, la inversión ha continuado lastrada, y ha sufrido una contracción del 17,6% (vs -24%, 2º trim.), como consecuencia de la elevada incertidumbre y el descenso en las expectativas empresariales. Y es que, la confianza empresarial ha retrocedido de nuevo (-29,9% vs -37,7%, 2º trim.), al igual que el número de empresas afiliadas (-10,1% vs -13,1%, 2º trim.) y la demanda de bienes de equipo (-62,2% vs -77,1%, 2º trim). Así mismo, la inversión en construcción ha saldado el tercer trimestre con una nueva reducción de los presupuestos de proyectos de visados de obra (-21% vs -33,1%, 2º trim.).

 

Las Pitiüses, las más perjudicadas por la crisis que también impacta sobre Menorca

La mayor orientación de la estructura productiva de Eivissa y Formentera hacia los servicios explica que el diferencial negativo de crecimiento se haya ampliado, de nuevo, frente al resto de islas. Y es que, el PIB de las Pitiüses ha retrocedido un 34% (vs -40,1%, 2º trim.), claramente por encima del de Mallorca (-29,5% vs -34,8%, 2º trim.), y de Menorca (-29,2% vs -35,7%, 2º trim.). Esta situación se observa en el ámbito laboral, dónde las Pitiüses han destruido ocupación (-21,1% vs -22%, 2º trim.) en mayor medida que Mallorca (-11,5% vs -11,3%, 2º trim.) y Menorca (-13% vs -14,5%, 2º trim.).

Y es que por el lado de la oferta, el sector servicios, y más concretamente las ramas más vinculadas al sector turístico pitiuso, han experimentado la mayor contracción de afiliación del archipiélago (-30,9% vs -25,2%, Menorca). Por el contrario, el sector de la construcción en las Pitiüses ha mostrado un mejor comportamiento en comparación con Menorca, tanto en términos de afiliación (5,2% vs 1%, Menorca), como en la descarga de mercancías de graneles sólidos (-18,8% vs -31,7%, Menorca). En cambio, en el sector industrial han mostrado comportamientos muy semejantes, tal y como indica el retroceso de la demanda eléctrica (-24,3% vs -24,5%, Menorca). Por el lado de la demanda, el consumo pitiuso ha sumado a los efectos derivados de una incertidumbre creciente, el impacto que sobre las expectativas de las familias ejerce el aumento del paro registrado (144,5% vs 97%, Menorca). Unas circunstancias que también han lastrado la inversión, tal y como lo corrobora la reducción en el número de empresas afiliadas (-13,4% vs -10,2%, Menorca).

 

Las perspectivas continúan condicionadas por un entorno todavía altamente desafiante

Los meses de enero y marzo serán decisivos para el 2021, pues (i) la evolución de los rebrotes, (ii) la reapertura turística del archipiélago y (iii) el rol catalizador de la vacuna determinará el ritmo de la recuperación. Con todo, desde CAEB se considera fundamental realizar un planteamiento estratégico de reapertura turística que permita transitar con éxito el periodo prevacunal con una actuación integral, simultánea y armonizada en 4 ejes: territorio, movilidad y fronteras, instalaciones y servicios y actividades en destino.

En este sentido, Carmen Planas ha incidido al destacar que “de cara al año que viene, pues desde CAEB lo que creemos es que es absolutamente necesario que Balears sea eficaz a la hora de resolver tres grandes retos: controlar la pandemia, reabrir nuestra actividad turística y captar fondos europeos. Estos tres retos: salud, turismo y financiación, van a marcar, sin duda, un 2021 incierto en el que la clave será la colaboración público-privada para dar seguridad a empresas y trabajadores. Una colaboración público-privada que es hoy más imprescindible que nunca y de la que depende el futuro de miles de empresas, de decenas de miles de puestos de trabajo y, por lo tanto, de la que dependerá el bienestar de los ciudadanos de Balears”.

Carmen Planas reclama de forma “urgente” más control sanitario y responsabilidad ciudadana “para poder defender el empleo en la campaña de Navidad y aliviar la recesión económica balear”

La presidenta de CAEB muestra su “pesar” porque “desde el inicio de la pandemia y por sexto mes consecutivo, Balears ha vuelto a protagonizar el mayor aumento del paro con un incremento que casi duplica la media nacional y que no sufríamos desde 2013”

La afiliación de trabajadores a la Seguridad Social en Balears es de 421.954 personas, lo que supone una disminución (-6,7%), que casi cuadruplica la media nacional (-1,8%)

Puede ver o descargar Imágenes TV con las declaraciones de la presidenta de CAEB.

Puede escuchar o descargar audio con las declaraciones de la presidenta de CAEB.

Palma, 2 de diciembre de 2020.- La presidenta de la Confederación de Asociaciones Empresariales de Balears (CAEB), Carmen Planas, ha expresado su “pesar” porque “desde el inicio de la pandemia, en noviembre, y por sexto mes consecutivo, Balears ha vuelto a protagonizar el mayor aumento del paro en términos interanuales, con un incremento del 37,3%, que casi duplica la media nacional que ha registrado un aumento del 20,4%”.

“El número de desempleados en noviembre ha alcanzado las 85.330 personas, una cifra de parados que no sufríamos desde el año 2013”, ha lamentado Carmen Planas.

 

“La construcción es el sector más perjudicado con un aumento del paro del 78,4%”

Por sectores, el aumento del desempleo ha afectado a todos los ámbitos de actividad y ha sido el sector de la construcción el más perjudicado por segundo mes consecutivo con un incremento del 78,4% del número de personas en paro.

El número medio de trabajadores afiliados a la Seguridad Social en noviembre es de 421.954 personas, lo que supone una disminución del -6,7%, que casi cuadruplica la media nacional, que ha registrado una bajada del -1,8%.

Por todo ello, la presidenta de CAEB ha reclamado a las autoridades “un mayor control sanitario” y a los ciudadanos “una actitud responsable”, a la vista de los datos “para poder defender el empleo en la campaña de Navidad, dada su extraordinaria capacidad de generar puestos de trabajo y contribuir así a aliviar la recesión económica que padecen nuestras islas”.

CAEB advierte: “La economía de Balears está completamente descolgada del resto del país”

“La caída de trabajadores afiliados a la Seguridad Social en Balears (-17,6%) es casi ocho veces mayor que la media nacional (-2,3%) 

Carmen Planas ha apelado a la “extraordinaria necesidad de que seamos capaces de establecer una colaboración público-privada que sea eficiente porque los ciudadanos de Balears ya están pagando las consecuencias”

 

Puede escuchar o descargar audio con declaraciones de la presidenta de CAEB

Puede ver o descargar imágenes TV con declaraciones de la presidenta de CAEB

Palma, 4 de noviembre de 2020.- La presidenta de la Confederación de Asociaciones Empresariales de Balears (CAEB), Carmen Planas, ha mostrado su “profunda preocupación por los pésimos datos de paro y de destrucción de empleo que son, de nuevo, los más elevados del país”.

Carmen Planas ha valorado las cifras sobre la afiliación a la Seguridad Social y paro registrado respecto al mes de octubre publicadas en el día de hoy, lamentando que “reflejan que de nuevo y por quinto mes consecutivo que Balears vuelve a protagonizar el mayor aumento del paro en términos interanuales, con un incremento del 61,5%, mientras que la media nacional ha aumentado en un 20%”.

“Además, empeoramos en casi 40 puntos porcentuales los datos de la segunda comunidad más perjudicada por el mayor incremento del paro, que es Cataluña, lo que nuevamente confirma de forma negativa que la economía de Balears está completamente descolgada de la del resto del país”, ha remarcado la presidenta de CAEB.

“Nos preocupa enormemente que 81.713 personas de nuestra comunidad hayan estado sin trabajo en octubre”, ha destacado Carmen Planas, que ha mostrado su “contrariedad” por el hecho de que “estos datos tan preocupantes de desempleo afectan a todos los sectores de la actividad, siendo el sector de la construcción el más perjudicado (67,7%)”.

La presidenta de CAEB ha destacado asimismo que “la caída del número de trabajadores afiliados a la Seguridad Social en Balears (-17,6%) en octubre (441.107 personas) es casi ocho veces mayor que la media nacional (-2,3%)”.

Carmen Planas ha apelado a la “extraordinaria necesidad de que seamos capaces de establecer una colaboración público-privada que sea eficiente porque los ciudadanos de Balears ya están pagando las consecuencias”.

CAEB advierte que “la subida de impuestos que ha pactado el Gobierno destruirá miles de empleos”

“El aumento de la presión fiscal anunciada hoy no hará sino acrecentar el aumento del paro que ya lidera Balears”

Carmen Planas destaca que “el incremento del número de parados en Balears multiplica por cuatro el de la media nacional”

 

Puede escuchar o descargar audio con declaraciones de la presidenta de CAEB

Puede ver o descargar imágenes TV con declaraciones de la presidenta de CAEB

Palma, 27 de octubre de 2020.- La presidenta de la Confederación de Asociaciones Empresariales de Balears (CAEB), Carmen Planas, ha destacado que “los datos de la encuesta de población activa (EPA) publicada en el día de hoy reflejan que “el incremento del paro en Balears multiplica por cuatro el de la media nacional”.

Planas ha remarcado que “el número de parados en Balears (59,2%) multiplica por cuatro la media de España (15,8%), confirmando que nuestra Comunidad Autónoma es la más castigada del país tal como revelan los datos de la EPA del tercer trimestre”.

En este contexto, CAEB advierte que “la subida de impuestos que ha pactado el Gobierno destruirá miles de empleos” y que “el aumento de la presión fiscal anunciada hoy no hará sino acrecentar el aumento del paro que ya coloca a Balears a la cola de la media nacional”.

La presidenta de CAEB ha hecho hincapié además en que “el número de ocupados en Balears en el tercer trimestre (573.900 personas) ha descendido un -7,4%, respecto al mismo período del año anterior, en una magnitud que supera en más del doble la media nacional que ha registrado un retroceso del -3,5%”.

Carmen Planas ha mostrado su “contrariedad” porque las últimas medidas de incremento de la presión fiscal presentadas en los presupuestos generales del Estado “suponen subidas en impuestos como el IRPF, Patrimonio y Sociedades en un escenario en el que se visualiza claramente una grave destrucción del tejido empresarial y del empleo”. Por ello, Planas ha concluido que “esto no hará más que empeorar la actual crisis económica derivada de la pandemia sanitaria.

La presidenta de CAEB ha advertido que “los empresarios de Balears exigimos a las administraciones públicas que tengan en consideración la delicada situación de las empresas” y ha reclamado “medidas que impulsen la inversión empresarial para revitalizar la economía de Balears en lugar de agravar la difícil situación que atravesamos con subidas de impuestos”.